jueves, 7 de diciembre de 2006

Datos sobre las Ribozimas


¿Qué vino primero: los ácidos nucleicos o las proteínas? Esta pregunta es la versión molecular del "enigma" del huevo y la gallina. Los genes, hechos de ácidos nucleicos, contienen las instrucciones para fabricar proteínas.
Pero las enzimas, un tipo de proteínas, son necesarias para reproducir los genes, algo que puede parecer una paradoja irresoluble. Sin embargo, hace 20 años se descubrió que ciertos tipos de ARN pueden actuar como enzimas, catalizando reacciones. A estas moléculas se les bautizó con el nombre de ribozimas, y brindaron una solución al enigma planteado anteriormente.
Así, un solo tipo de molécula, el ARN, podría ser capaz tanto de codificar información como de replicarla. La idea de que las primeras moléculas autorreplicantes en una sopa primordial prebiótica estuvieron compuestas de ARN, conocida como la hipótesis del "Mundo de ARN", es una de las doctrinas centrales en las que hoy se basan muchas teorías sobre el origen de la vida.
En una investigación reciente, científicos del Centro para la Biología Molecular de ARN en la Universidad de California, Santa Cruz (UCSC) lograron obtener una imagen tridimensional, de resolución casi atómica, de una ribozima muy simple.
Para conseguir la imagen de la configuración espacial de la ribozima, los científicos utilizaron la técnica de cristalografía macromolecular de rayos X. Los datos obtenidos son potencialmente comprensibles, ya que se observan los átomos organizados de manera excepcional para la catálisis en el contexto de un segmento torcido y plegado de ARN. El estudio es especialmente interesante, ya que además de ofrecer pistas sobre cómo pudo haberse originado la vida, las ribozimas tienen el potencial para ser empleadas en muchas aplicaciones terapéuticas en la lucha contra infecciones contagiosas y enfermedades crónicas.

No hay comentarios.: